Colegio Adventista Calama
  La Depresión
 
 
Depresión
 
Preguntas
¿Te has sentido triste o inútil alguna vez por largos períodos de tiempo? De ser este el caso, ¿qué te ayudó a que esos sentimientos desaparecieran?
¿En primer lugar, qué crees que haya causado esos sentimientos?
¿Cuál crees que sea la diferencia entre sentirse triste y sufrir de depresión?
¿Ha habido alguna vez cerca de ti alguien que haya sufrido de depresión grave? ¿Qué hiciste?
Aprendí que la depresión puede ser hereditaria. ¿Alguien de tu familia ha sido tratado por una depresión?
 
 
Depresión: ¿Qué es?
 
 
Todos queremos ser felices pero en nuestra vida suceden muchas cosas que nos hacen sentir tristes. Nuestra mascota favorita puede morirse, nos puede ir mal en la escuela, amigos íntimos pueden irse de la ciudad. Cuando alguien que queremos muere o cuando nos enfrentamos al divorcio u otras dificultades graves de la vida, todos nos sentimos tristes por un tiempo y los lamentos nos pueden ayudar a superar el problema. La tristeza es una forma importante de hacer frente a una pérdida o tragedia.
Sin embargo existe una diferencia entre la «depresión» de la que la mayoría habla cuando decimos que nos sentimos tristes y la clase de depresión que es muy grave y a veces una amenaza contra la vida. La llamaremos depresión clínica (es decir que ha sido identificada como un problema médico real) o depresión crónica (es decir que dura por mucho tiempo).
La depresión clínica se refiere a sentirse tan triste y desesperado que a veces no puedas pensar en ser feliz. Se trata de sentirse miserable por tanto tiempo que no sientes que participaras en la vida. Generalmente las personas que sufren depresión crónica tienen problemas físicos como dolor de estómago, de cabeza y falta de energía. Como probablemente lo sepas, algunas personas sufren de depresión tan crónica que creen que el suicidio es la única manera de librarse del dolor.
Existen tres cosas importantes que se deben saber y recordar acerca de la depresión crónica:
• No es algo que esté «solo en tu mente» y no es algo a lo que puedas sencillamente reaccionar.
• Es una enfermedad real que puede afectar tus pensamientos, emociones y salud física.
• Como otras clases de enfermedades puede ser tratada.
Existen dos clases diferentes de depresión clínica:
• Depresión grave, que es la clase de «tristeza» más común.
• Depresión maníaca, cuando el sentimiento de depresión se alterna con sentimientos de euforia.
 
 Depresión: Las preguntas importantes

Cuántas veces has dicho cosas como…
• «Creo que perdí el examen de matemáticas. Estoy muy deprimido.»
• «Esa película estuvo muy deprimente.»
• «Él está completamente deprimido porque terminó con su novia.»
Todos usamos la palabra pero, ¿qué significa exactamente? La mayoría la usa para describir a alguien o algo que esté triste. Pero la depresión también se refiere a una enfermedad grave que va a afectar a 19 millones de estadounidenses este año. Muchos de ustedes nos escribieron dirigiéndonos preguntas para entender la depresión y la manera de manejar la sensación de depresión.
Jessica, 12, se ha estado sintiendo verdaderamente triste y abatida recientemente, como si todo en su vida saliera mal. Llega a casa de la escuela y llora, y no se siente bien de hablarle a alguien acerca de su problema.
Logan, 11, nos contó que siempre está triste y casi siempre llora.
TOM, 10, sufre de cambios de estados de ánimo que lo ponen colérico y discute con todos, y no puede estar tranquilo. Al día siguiente se siente triste y abatido como si todo fuera su culpa, luego al siguiente día, colérico de nuevo.
Keaira, 11, dice que se siente como si fuera de otra parte y que no pertenece a este planeta. Dentro de ella se está acumulando mucho dolor porque no puede hablar con nadie acerca de sus problemas.
Sí, está confirmado. Los jóvenes pueden sufrir depresión grave exactamente como los adultos. Dedícale un tiempo a este tema de EMV para entender lo que es la depresión, cómo se puede tratar, cómo ayudarte a ti mismo o a las personas queridas y más información útil.
Nuestros agradecimientos a Robin Shlien, M.A, M.F.T. Josephine Schiff, M.S.W., L.C.S.W., por sus contribuciones a este tema.
 
 
Depresión: Signos y síntomas 
Reconocer la depresión clínica en ti mismo o en alguien allegado a ti no es siempre fácil. Todos pasamos por períodos de tristeza y la mayor parte del tiempo los superamos en unos días. Un posible signo de depresión grave se presenta cuando alguien no es capaz de superar el período de tristeza. Existen muchos más síntomas como este de los que hay que tener cuidado.
Echa un vistazo a la siguiente lista. Según el Instituto Nacional de Salud Mental (National Institute Of. Mental Health), deberías hablar con un doctor, consejero o psicólogo si:
• Has tenido 5 o más de estos síntomas durante más de 2 semanas.
• Cualquiera de estos síntomas ha causado un cambio grande que no te permite mantener tu rutina diaria.

Sentimientos
• Sentimiento de tristeza todo el tiempo.
• Sentimiento de que estás vacío por dentro.
• Sentimiento de inutilidad.
• Sentimiento de incapacidad.
• Sentimiento de que no hay esperanza, de que nada saldrá bien o de que cuando suceden cosas malas es todo culpa tuya.
• Sentimiento de ansiedad o de enojo todo el tiempo.

Salud física

• Sentir pereza o poca energía.
• Sin apetito o querer comer todo el tiempo.
• Tener problemas para dormirse o levantarse por las mañanas.
• Tener dolores de cabeza frecuentes.
• Tener dolores de estómago o mucho dolor en otras partes del cuerpo.
 
 
Comportamiento 

•  Perder interés por la escuela, los deportes u otras actividades.
•  No disfrutar más las actividades favoritas o pasatiempos.
•  Tener más problemas de lo usual con la familia y los amigos.
•  Tener problemas de concentración, memoria o de toma de decisiones.
•  Querer estar solo la mayor parte del tiempo.
•  Usar drogas y alcohol.
•  Pensar en la muerte o en el suicidio. 
Recuerda: tener uno o dos de estos síntomas de vez en cuando no significa que tú o un amigo sufren de depresión grave. Pero si tú o alguien que conoces tienen síntomas como estos la mayor parte del tiempo, y estos producen efectos graves en la vida, entonces es el momento de pedir ayuda
 
Depresión: ¿Qué la causa?
 
A veces la depresión empieza con una serie de eventos malos o con una tragedia personal, como la muerte de una persona querida. Pero muchas veces, cuando las personas se deprimen, parece que no hay razón para ello. En estos casos podrían escuchar cosas como: « ¿Porqué estás triste? No hay nada por qué estar triste» o «Solamente estás pasando por una fase. ¿No puedes tratar de ser feliz?».
Los médicos están todavía investigando qué causa exactamente la depresión, pero es importante considerarla como una enfermedad antes que nada más un estado de ánimo o una fase. Trata de verlo de esta manera: las personas que sufren de diabetes tienen problemas con cierta sustancia química natural del cuerpo y necesitan inyecciones de insulina para estar sanos. Si estás deprimido, lo mismo puede estar sucediendo. La tristeza se produce en tu cuerpo, y cuando suceden cosas malas o trágicas puedes tener mayor tendencia a sentirte profundamente triste o ansioso que otras personas. O puedes ponerte triste aunque recientemente no te hayan sucedido cosas malas.
El cuerpo humano (y esto incluye el cerebro) es algo muy complicado. Existen muchas hormonas y sustancias químicas diferentes que corren por ahí y cada una juega un papel diferente en mantenerte feliz y sano. Puede ser que diferentes niveles de estas sustancias químicas hagan que ciertas personas sean más propensas a sufrir depresión, mientras que otras lo sean menos.
En la adolescencia el proceso de la pubertad puede causar trastornos en las sustancias químicas de tu cuerpo, especialmente las hormonas. Por esto es normal que sucedan cambios en tus estados de ánimo y que te comportes haciendo travesuras o te sientas demasiado sensible. Sin embargo, HAY una diferencia entre eso y la depresión crónica. Los médicos y otros profesionales pueden ayudar a entender exactamente lo que está sucediendo.
Sencillamente, cuando se padece o no de depresión, tu funcionamiento biológico, incluidos tus genes, pueden ser tan importantes como las cosas que experimentas en la vida. La depresión clínica puede ser hereditaria, como otras enfermedades. De esta manera las personas que «no tienen razón para estar deprimidas» pueden a pesar de todo estar deprimidas. Esto es normal y natural porque todos somos únicos.
Si experimentas tragedias personales o si la depresión es hereditaria en tu familia, ¿significa esto que estás condenado a estar deprimido? ¿Significa esto que no debes preocuparte por combatir la depresión porque podría ocurrir naturalmente?
¡DE NINGUNA MANERA! Exactamente como la diabetes u otros problemas de salud, la depresión se puede tratar y poner bajo control. Es muy importante hacer lo que sea necesario para tratar la depresión. Desatender cualquier problema de salud es algo muy peligroso, y la depresión no es una excepción
 
Depresión: Suicidio y lesión auto infligida 

Suicidio es una palabra espantosa, pero esto es lo que debes saber acerca de él.
La mayoría de las personas que sufren de depresión clínica no se suicidan, pero el riesgo de cometerlo es mayor para ellos. Puedes haber oído a la gente decir cosas como: «El que habla acerca de cometer suicidio en realidad nunca lo hará».
Esto es importante: Pensar, hablar o tratar de cometer suicidio es SIEMPRE SERIO. Si tú o un amigo hacen una de estas cosas, háblale a un adulto de tu confianza INMEDIATAMENTE.
Si temes que alguien cercano a ti pueda estar pensando en cometer suicidio, presta atención a estos signos de advertencia: 
• Hablar, leer o escribir acerca del suicidio o de la muerte.
• Hablar acerca de sentirse inútil o incapaz.
• Decir cosas como: «Me voy a matar», «desearía estar muerto» o
«No debería haber nacido».
• Visitar o llamar a las personas para despedirse.
• Regalar las cosas o devolver cosas prestadas.
• Organizar o limpiar la habitación «por última vez».
• Hacerse daño o ponerse en peligro a propósito.
• Estar obsesionado con la muerte, la violencia y las armas de fuego o navajas.
• Haber tenido pensamientos suicidas o haber tratado de cometer suicidio en ocasiones anteriores. 
De nuevo: si notas uno o más de estos signos en alguien que conoces, pide ayuda inmediatamente.
Lesión auto infligida es cuando a propósito una persona se hace daño físico. Cuando una persona que sufre de depresión clínica hace esto, podría ser porque: 
• Está tratando de cambiar la manera como se siente.
• Está tratando desesperadamente de llamar la atención.
• Quiere expresar que tan desesperado e inútil se siente.
• Tiene pensamientos suicidas. 

La lesión auto infligida puede ser tan peligrosa como los pensamientos y las expresiones de suicidio, así que no dudes en pedir ayuda si tú o alguien que conoces experimenta esto.

 
  Hoy habia 1 visitantes (11 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=